LA LEY SEGUNDA OPORTUNIDAD: HACIENDA Y SEGURIDAD SOCIAL

9 de November del 2016

Ley Segunda Oportunidad.- Hacienda y Seguridad Social.
 
 
Cuando alguien tiene más créditos o avales de los que puede pagar, los bancos no le dan más solución que pedir más créditos para pagar los anteriores, hasta que le persona se encuentra en una rueda de deudas impagable.
O simplemente sucede que tenía una situación económica más estable (ganaba 3.000 euros al mes hace unos años) y tenía unos gastos de 2.000. Ahora gano 1.500 euros ¿cómo voy a hacer frente a sus deudas?
 
Desde febrero del 2015 ya existe una Ley que ayuda a pagar mensualmente y a cancelar las deudas que no se puedan pagar.
 
Miles de personas en España ya se han cogido a esta Ley.
 
Con rebajas de hasta el 95% de las deudas y cinco años para pagar una cuota de entre 150 y 50 euros al mes (dependiendo del sueldo o no, del cliente en el momento de presentarse en quiebra).
 
Ejemplo:
 
Sr. García.- Tenía un sueldo de 3.000 euros al mes. Créditos de 75.000 a razón de 2.000 euros al mes.
 
Ahora está en paro, cobra 900 euros. No puede pagar sus deudas y consigue una condonación del 95% de la deuda, pero además pagará 50 euros al mes, y a los cinco años si quedara algo por pagar la deuda final, todo lo que quede por pagar se cancela. Y cuando se le acabe el paro (si es antes de 5 años, lógico) al no tener ingresos no pagará nada.
Y si encuentra trabajo por 1300 euros pagará una cuota que no supere los 150. Y todo ello dentro de los 5 años, ya que el 5º año todas las deudas pendientes se cancelan.
 
 
Son miles de personas las que se han acogido en España a esta ley motivada desde Europa y que es de obligado cumplimiento para los Países de la UE.
 
Pero hay una diferencia importante: España ha decidido que en caso de quiebra, las deudas con la Agencia Tributaria (Seguridad Social y Hacienda) no se condonen, es cierto que podemos disponer de 10 años para pagar a interés 0%, es cierto que a veces se consiguen descuentos, pero no se condonan.
 
Y esto, para los autónomos que tienen este tipo de deudas es un problema, un PROBLEMA que afecta a la creación de empleo en España, sobre todo si las deudas con la administración es muy alta, 1 millón de euros, por ejemplo.
 
Ejemplo:
 
El Sr. López creó una empresas con más de 500 empleados. Cuando llegó la crisis, decidió no despedir a nadie, y resistir.
Pero claro, aquellos años, se paró la facturación de forma importante, los bancos estaban quebrados y no le apoyaron y debió decidir entre pagar a los trabajadores o a la Seguridad Social.
 
Quizá se equivocó, quizá no, muchas familias llevaron a su caso un sustento, liquidó las deudas a todos los trabajadores, pero actualmente, entre intereses del 20% anual y la deuda principal, el Sr. López debe más de 1 millón de euros a la Seguridad Social.
 
Con esta deuda, quedará en la Indigencia de por Vida, ya que tenga lo que tenga se lo embargarán.
Sus abogados le aconsejan que si decide volver a emprender, deberá tenerlo todo a nombre de terceras personas o sociedades fantasma, especialmente en el extranjero. ¿Así ayudamos a los emprendedores en España? parece que sí.
 
El Sr. López está tan desmotivado que no volverá nunca a crear un negocio. Y si hay 10.000 personas en la misma situación, pues resulta que 500 trabajadores por 10.000 hace un total de 5.000.000 de puestos de trabajo menos (lo que sería reducir el paro en España al 0%).
 
Por eso decimos con fuerza, que la Ley de la Segunda Oportunidad puede ayudar a muchas familias y autónomos, pero la Agencia Tributaria debería liberar de las deudas a aquellos que no pueden pagarlas, como sucede en otros países de la Unión Europea.